EL MUNDO en Internet
www.el-mundo.es

INTERNACIONAL Sábado, 30 de octubre de 1999

Obiang exige 310 millones a cada empresa para una autopista

MADRID El presidente de Guinea Ecuatorial, Teodoro Obiang, ha pedido a las empresas establecidas en el país una contribución de dos millones de dólares (aproximadamente 310 millones de pesetas) para la construcción de la autopista Malabo-aeropuerto, de unos siete kilómetros.

La nota remitida a las compañías dice que «de orden de Su Excelencia el Presidente de la República, jefe de Estado, se ha dispuesto que todas las empresas que operan en Guinea Ecuatorial deberán contribuir a las obras de construcción de la autopista Malabo-Aeropuerto».

Aunque primero dice que las aportaciones serán proporcionales al volumen de actividades de cada entidad, posteriormente especifica que «la contribución que deberá aportar la empresa es de dos millones de dólares USA, que deberá ingresar en la cuenta arriba indicada en el plazo de TREINTA (30) DIAS, a contar de la fecha de su recepción del presente comunicado».

Las empresas que operan en Guinea Ecuatorial recibieron la circular el pasado día 25, firmada por los ministros de Minas y Energía y el de Obras Públicas Viviendas y Urbanismo, Cristóbal Meñeña y Florentido Ncogo Ndong, respectivamente.

Las aportaciones, dice la circular, «serán ingresadas en la cuenta número 271500043-007c aperturada al efecto en el SGBGE en Malabo bajo el título de Proyecto de Desarrollo Social».

El secretario general del Ministerio de Minas y Energía, que reconoció la existencia de dicho comunicado, explicó a EFE por teléfono desde Malabo que «la aportación es en función de las actividades de cada empresa», y que la circular se hace «extensiva a todas las empresas». Afirmó, también, que además de la construcción de la autopista Malabo-aeropuerto, el Proyecto de Desarrollo Social abarca otras obras cuyas denominaciones no se ha podido expresar».

El deterioro de las carreteras tanto en la región insular como en la parte continental de Guinea Ecuatorial hace que los vehículos empleen entre tres y cuatro horas para recorrer 100 kilómetros.


http://www.el-mundo.es/diario/1999/10/30/internacional/30N0074.html